Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
JOAQUÍN NÚÑEZ
Viernes, 28 de julio de 2017
COEPA, CEPYME Y CEC

Los empresarios de Alicante y Castellón plantan cara a la patronal de Valencia

Guardar en Mis Noticias.

La Confederación Empresarial de la Provincia de Alicante (Coepa) y la Confederación de Empresarios de Castellón (CEC), junto con la Confederación Española de la Pequeña y Mediana Empresa (Cepyme) de Alicante se han unido contra el modelo de organización empresarial que propugna la patronal valenciana CEV.

Los máximos representantes empresariales de Coepa y Cepyme (Alicante) y CEC (Castellón) se reunieron el jueves para sumar esfuerzos en la búsqueda de soluciones a la configuración de una nueva organización autonómica de empresarios, un asunto que lleva meses enfrentando a las patronales de las tres provincias.

 

Durante el encuentro, celebrado en Castellón (en la imagen), volvieron a aflorar las diferencias con el modelo de organización que promueven los empresarios de Valencia (CEV), que según la visión de las patronales de Alicante y Castellón margina y deja en un segundo plano a estas dos provincias.

 

El presidente de Coepa, Francisco Gómez, explicó que si no se tiene en cuenta a las dos provincias la nueva organización empresarial no será representativa, "será un invento de alguien que se atribuye de manera autónoma, exclusiva y personal la representación de toda una Comunidad, sin contar con todos y cada uno de los territorios que lo conforman", dijo Gómez. "Dicho de otra manera, se procede con la usurpación del poder y del espacio que ha dejado Cierval, donde el que se autopropone no cuenta con el resto de actores”, apuntó.

 

Los máximos representantes de Coepa, Cepyme y CEC insisten en la necesidad de contar con una entidad autonómica en la que cada provincia "aporte su propia idiosincrasia". "El objetivo es que sea una institución que vertebre, atienda a los problemas territorios de cada provincia, y se comprometa a no ser defensora de una de las partes, sino del conjunto de la sociedad", señalan.

 

GÓMEZ, EN CONTRA DE CREAR UN "CHIRINGUITO" A MEDIDA DE VALENCIA

 

Gómez explicó que se trata, además, de evitar que la futura entidad autonómica se convierta en “una plataforma personal". "Hay que evitar la tentación de crear un chiringuito a medida de determinados sectores y determinado territorio. Además, sin el resto de Castellón y Alicante su legitimidad de esta entidad sería nula”, dijo.

 

Por su parte, el presidente de la gestora de la confederación de Castellón, Néstor Pascual, consideró que la defensa especifica de los intereses territoriales y concretamente de los empresarios de Castellón, no puede estar representada exclusivamente por una "asamblea Valenciana". Pascual se preguntó si la CEV va a defender la regeneración de las Playas de Castellón, el problema de la liberación del peaje de la autopista, la carencia de infraestructuras en comunicaciones y carreteras o la proyectada "y nunca empezada" A-68.

 

A su vez, Cristóbal Navarro, en representación de Cepyme Alicante, apuntó que “solo desde el consenso y la negociación se puede llegar a una organización autonómica real y representativa de todos los empresarios de la Comunidad Valenciana".  

 

NAVARRO: "UNA CACICADA" DE VALENCIA

 

En un tono de reproche, Cristóbal Navarro señaló que la negativa de Salvador Navarro, presidente de la CEV, "constituye una cacicada" que no puede ser apoyada por la Generalitat porque va en contra de Alicante y Castellón. "La división estará servida y sin ninguna duda se trasladará a otros escenarios de la sociedad", anunció.

 

"La realidad empresarial no se identifica con un modelo todavía más servil que el anterior y que ha sido inventado por quien defiende que los presidentes de las organizaciones tengan retribuciones astronómicas con dinero público. Nos ponemos a trabajar de inmediato para frenar el atropello a los intereses de las provincias de Alicante y Castellón”, dijo.

 

En la reunión se decidió un plan de acción a corto plazo:

 

⁃ Solicitar a la Administración Publica una reunión como organizaciones provinciales para tratar la problemática existente por la ausencia de una patronal autonómica reconocida que pueda ser la verdadera representación empresarial del ámbito autonómico.

 

⁃ Anunciar el inicio de la constitución de una organización autonómica compuesta por las organizaciones provinciales, sectoriales autonómicas y otras que pudieran tener cabida, sin exclusión, y con un talante absolutamente integrador de todos los empresarios de la Comunidad Valenciana como solución alternativa a alcanzar un acuerdo de las tres provincias. 

 

⁃ Requerir a las distintas Administraciones Públicas donde existe representación institucional empresarial, para que no se lleven a engaño con la designación que consideramos ilegitima de miembros distintos a los propuestos por las organizaciones provinciales.

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
Puede dejar su comentario
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress